jun 7 • 11M

👓 Apple y su Vision del metaverso

Y también: Chris Christe se suma a las primarias republicanas.

 
1×
0:00
-11:11
Abrir en el reproductorEscuche en);

Aparece en este episodio

Emilio Doménech
Las noticias estadounidenses de Washington D.C., Hollywood y Silicon Valley, contadas por el periodista Emilio Doménech desde Nueva York. Ahora, en formato podcast.
Detalles del episodio
Comentarios

7 de junio | Madrid

📬 Esta semana, retomamos la publicación habitual de newsletters de La Wikly con algunos cambios. A partir de ahora, las entregas para suscriptores de pago incluirán:

  • Una idea de actualidad en materia política, tecnológica o cultural con capacidad de influir en el resto del mundo.

  • Una anécdota interesante de actualidad que toca alguno de los temas habituales que abordamos en La Wikly.

  • Un repaso rápido de titulares relevantes del resto del globo.

Si quieres recibir entregas como la que vas a leer a continuación en tu bandeja de entrada tres veces a la semana, suscríbete:

🕰️ Leer esta newsletter te llevará 9 minutos y 12 segundos.

👋 Aguanta hasta el final para ver el mejor futuro de Tinder. Bienvenido a La Wikly.


Apple Vision Pro © Apple

👓 Gafas de Apple

Lo importante. Apple anunció esta semana sus gafas de realidad mixta Apple Vision Pro, el primer nuevo producto de la compañía desde el lanzamiento del Apple Watch en 2015.

  • Con una fecha de salida programada para 2024 y un precio desorbitante de 3,499 dólares, las gafas han despertado más incógnitas que respuestas. Especialmente, una: ¿para qué sirven?

  • Las impresiones de los periodistas que pudieron probarlas sugieren que las Vision Pro son una pieza de hardware impresionante, pero también se preguntan si son verdaderamente «el futuro».

En esta columna, y dejando claro que no las he podido probar, voy a exponer las funcionalidades de las Vision Pro, así como los aspectos que más y menos han gustado entre los que se las han puesto, y así intentar descifrar qué podemos esperar de esta apuesta de Apple.

Explícamelo. Las Apple Vision Pro son unas gafas de realidad virtual que se valen de cámaras y sensores para mezclar el mundo real con el digital.

  • Las Vision Pro capturan los alrededores del usuario y lo recrean digitalmente en las dos pantallas que incorporan, una pantalla micro-OLED de 4K por cada ojo.

  • Es decir, que no hay un cristal transparente sobre el que se superponen elementos digital. Las pantallas internas recrean el exterior en lo que acaba sintiéndose como un mundo hiperrealista que ocupa todo el campo de visión.

En esa versión digitalizada del mundo real, las Vision Pro permiten mantener una sensación de presencia en la realidad al tiempo que incorporan apps y experiencias digitales con diferentes niveles de inmersión.

  • Con las gafas puestas, el usuario puede surfear la web con Safari, enviar mensajes con Messages o incluso usar su MacBook con una pantalla de tamaño ajustable. Todo, mientras mantiene la sala en la que se encuentra dentro de su campo de visión.

  • El usuario también puede ver un episodio de The Mandalorian y hacer desaparecer todo lo que está a su alrededor para viajar a Tatooine y hacer su propio cine drive-in subido en una nave espacial.

  • Y si es más de deportes, puede viajar a un asiento en pie de pista en la final de la NBA y experimentar el visionado del partido con una inmersión absoluta.

© Apple

Cómo. La interacción del usuario con Apple Vision Pro se hace a través de tres formas: vista, tacto y habla.

  • Las cámaras y sensores internos de las gafas detectan milimétricamente a dónde está mirando el usuario.

  • Las cámaras y sensores externos perciben los movimientos de los dedos para que, en casi cualquier posición, el usuario seleccione aquello que está mirando con un simple gesto de pinza.

  • Por último, los micrófonos también permiten la interacción por voz a través de Siri.

Reacciones. Toda esta tecnología parece funcionar de forma intuitiva y efectiva, a juzgar por las impresiones de los invitados que han probado las Vision Pro en Cupertino esta semana.

  • Columnistas de tecnología como Ben Thompson («una experiencia extraordinaria») y youtubers como Marques Brownlee («Lo mejor que he visto [en realidad virtual]») han quedado impresionados.

  • Por su parte, el editor jefe de The Verge, Nilay Patel, dijo haberse quedado sin habla en alguna ocasión, pero también quiso resaltar que la demostración a la que tuvieron acceso periodistas como él estaba muy controlada y detectó algunas limitaciones en el campo de visión de las gafas.

© Apple

💡 La idea

Los primeros análisis de las Vision Pro se centran en dos cuestiones de su futuro:

  • En qué medida competirán con las gafas Quest de Meta Platforms.

  • En qué medida son el futuro de un cambio de paradigma en el uso de la tecnología personal por parte de usuarios que ya tienen ordenadores, smartphones e incluso tablets y videoconsolas.

Conocidas las preguntas, saco tres conclusiones son claras:

  • Primero, el anuncio de las Vision Pro a estas alturas, cuando todavía falta un año para su lanzamiento, significa que Apple todavía tiene dudas sobre cuál es el propósito de las gafas y que pretende ayudarse de los desarrolladores para resolver esa incógnita.

  • Segundo, la diferencia de precio entre las Apple Vision Pro (3,499 dólares) y el modelo más avanzado de Meta, las Quest Pro (999 dólares), hace difícil estimar el tipo de competencia que librarán ambas compañías a partir del año que viene, si es que lo hacen.

  • Y tercero, por esa misma razón, el número de ventas de las Vision Pro en un primer lanzamiento será previsiblemente bajo y por tanto solo un primer acercamiento a una tecnología que mejorará conforme Apple determine los usos más prominentes de las gafas.

La estrategia de dejar que los llamados primeros compradores determinen cuál es el mejor uso de las Vision Pro responde a una estrategia que Apple ya ha usado en el pasado con productos que no tenían un propósito inicial muy concreto.

  • Los iPad se han convertido en tablets centradas en el consumo de contenido y en la productividad de empleos creativos como diseñadores, arquitectos y dibujantes (¡Appel Pencil!).

  • Mientras que los Apple Watch tienen ahora una estrategia de marketing casi exclusivamente centrada en el uso fitness-deportivo.

© Apple

Las Apple Vision Pro tienen ahora mismo tres frentes abiertos: entretenimiento, productividad y conectividad

.

El frente del entretenimiento está más que cubierto con el consumo de contenido audiovisual, generalmente con experiencias inmersivas de cine, deportes o documentales, aunque falta por ver qué posibilidades tienen las Vision Pro en el gaming sin un mando creado exclusivamente para las gafas.

El frente de la productividad solo será posible si los usuarios son capaces de trabajar durante varias horas seguidas con las gafas puestas y que eso no suponga mareos o fatiga.

  • A juzgar por las primeras impresiones, Apple ha logrado que la experiencia de leer y trabajar con pantallas enormes dentro de las gafas sea excelente.

  • Aunque falta por ver si la interacción con otras personas físicamente presentes cerca del usuario es tan sencilla y fluida como apuntaba la demostración de Apple de este lunes.

Y el frente de la conectividad es el que más incógnitas despierta, sea porque las llamadas por FaceTime tienen pinta de ser un poco rarunas (avatares 3D algo creepy) o porque interactuar con personas del mundo real con las gafas puestas es también un tanto extraño (¡esos ojos de buceo!).

© Apple

¿Y ahora? Lo último que queda por decidir es si en un mundo en el que muchos quieren buscar excusas para apartarse de las pantallas, la propia decisión de sumergirse en un mundo virtual con algo tan personal e inmersivo como unas gafas de realidad virtual solo nos guía a un mundo cada vez más parecido a un episodio de Black Mirror

.

  • Quizá Apple nos conoce mejor que nosotros mismos y sabe que las pantallas son siempre el destino final, por mucho que nos queramos autoconvencer diciendo que queremos pasar más tiempo en el mundo real.

  • Y si no, que se lo pregunten a TikTok, cuyo triunfo solo se explica porque el algoritmo toma decisiones por nosotros porque sabe lo que realmente queremos, no lo que hemos decidido que creemos que queremos.

Y tú, ¿cómo lo ves? ¿Crees que las Vision Pro son el futuro? ¿Qué uso les darías tú?

Más información en The Verge.


El exgobernador republicano de Nueva Jersey Chris Christie vía Gage Skidmore (Flickr)

🇺🇸 Entra Chris Christie

¿Qué he visto? Un vídeo en el que Chris Christie, nuevo candidato republicano a la presidencia, lanzaba ataques durísimos contra Donald Trump y otros rivales en su primer evento de campaña.

Lo más interesante. Christie, exgobernador del generalmente demócrata estado de Nueva Jersey, pretende establecerse como una figura contundente con sus contrincantes, a los que tilda de demasiado conservadores como para ganar unas elecciones generales.

  • Por un lado, los atacó por sus posturas poco contundentes contra Rusia por la Guerra de Ucrania.

  • Por otro, rajó indirectamente de Trump y de Ron DeSantis porque asegura que sus ataques a la ideología woke son sobre «asuntos tan insignificantes que a veces es incluso difícil entenderlos».

El detalle. Christie fue especialmente duro con Trump, al que tildó de «solitario y autoconsumido» con afán de protagonismo que supone una amenaza para la república estadounidense:

«Cuidado con el líder de este país al que le has dado el liderazgo y que nunca ha cometido un error, nunca ha hecho nada malo, siempre culpa a los demás cuando algo sale mal y nunca ha perdido».

La clave. Christie fue uno de los primeros apoyos importantes de Trump en la campaña presidencial de 2016, pero se fue distanciando del expresidente tras su derrota en las elecciones de 2020.

  • Ahora, pretende hacer de los ataques a Trump la esencia de su campaña, quien sabe si para buscar la nominación o para torpedear la del expresidente.

Ahí, destacan dos citas de su discurso: una en la que acepta el duro camino que tiene por delante para ganar y otra en la que no se esconde de criticar por nombre y apellidos a Donald Trump, ese que según él el resto de candidatos tratan como El que no debe ser nombrado.

«No puedo garantizaros el éxito, pero puedo garantizaros que, al final, no tendréis ninguna duda en vuestra conciencia de quién soy y qué defiendo y si me lo merezco».

«La persona de la que hablo que está obsesionada con el espejo, que nunca admite un error, que nunca admite una falta […] es Donald Trump».

Puedes leer más en CNN.


Horseshoe River Grand Canyon in Arizona during daytime
Photo by Tom Gainor on Unsplash

🗞️ Otros titulares

🏜️ El Río Colorado, una catedral del tiempo, está perdiendo su río
The New York Times (en inglés; 12 minutos)

🤖 Las empresas quieren usar el seguimiento de IA para hacerte mejor en tu trabajo
The Washington Post (en inglés; 10 minutos)

📺 El consejero delegado de CNN, Chris Licht, despedido tras un año tumultuoso
The Hollywood Reporter (en inglés, 6 minutos)

🎮 Conectan GPT-4 a Minecraft y descubren un nuevo potencial para la IA
Wired (en inglés, 6 minutos)


En otro orden de cosas, este jueves vuelven los directos sobre cine con un vistazo a lo que nos cuenta la taquilla de las últimas semanas sobre el momento por el que pasan las salas de cine este año y un repaso de los últimos tráilers de los estrenos que están al caer.

Compártenos, porfi.

Feliz miércoles,

Posdata: por si alguna vez quisiste ligarte al amigo/a.

1

Es decir, la conexión con otras personas a través de mensajes, videollamadas, colaboración en proyectos o redes sociales y videojuegos.

2

De hecho, casi que ya lo contó Apple con ese padre que graba con las Vision Pro a su hija y luego se pone a ver esas mismas imágenes en una sala a oscuras. Parecía sacado del episodio ‘The Entire History of You’.