🔮 Los cinco focos de poder que definirán el primer mandato de Biden

  
0:00
-26:00

13 de enero | Nueva York

Hola, maricoper. Quinteto.

El podcast de La Wikly también está disponible en iTunesSpotifyiVoox.

  • Añade el podcast a tu plataforma favorita haciendo click en el botón “Listen in podcast app” que aparece justo debajo del reproductor.

Si te haces suscriptor premium, este domingo recibirás un podcast especial sobre el primer vistazo a los candidatos que suenan para las primarias republicanas de 2024. Sí, ya toca hablar de ello:

Leer esta newsletter te llevará 19 minutos y 12 segundos.

Un abogado muy honesto. Bienvenido a La Wikly.

Si no estás suscrito, hazlo aquí


🏛 El poder de los cinco

Lo importante: El próximo 20 de enero, Joe Biden será investido como el 46º presidente de Estados Unidos. Pero el demócrata recoge el relevo en un momento crítico para el país a varios niveles diferentes:

  • Constitucional: con motivo de la crisis que deja Trump tras el asalto al Capitolio, pero sobre todo con un porcentaje elevado del electorado (más del 35 por ciento) que no cree que Biden sea el presidente legítimo.

  • De salud pública: con motivo de la crisis pandémica por la que pasa el país y una tercera ola de COVID-19 con la que solo este pasado martes murieron 4.000 nuevas personas.

  • Económico: con motivo de la crisis alimentaria, de empleo o vivienda por la que pasan decenas de millones de ciudadanos.

  • De división: con motivo de la crisis política que vive un país fracturado por la mitad entre demócratas y republicanos.

  • Climática: con motivo de la crisis medioambiental y de infraestructura que han dejado a su paso algunos de los peores incendios, huracanes e inundaciones en varias generaciones.

  • Racial: con motivo de la crisis de confianza en el sistema de justicia y las fuerzas de seguridad tras las mayores protestas que se recuerdan en varias décadas.

Visto el panorama, Biden tiene que tomar decisiones ejecutivas y llevar a cabo numerosas reformas legislativas que supondrán un desafío enorme para los primeros dos años de su administración.

Easy. Para hacerte la vida más fácil, hemos pensado en hacer un primer repaso a los cinco grandes focos de poder de la vida política de Estados Unidos y así puedas aprender a seguir el ritmo frenético de la actualidad en los próximos meses.

CASA BLANCA

¿Por qué? Una vez Biden asuma el puesto como jefe del ejecutivo, se le abren multitud de opciones para cambiar parte del legado político de Trump durante su primer y único mandato como presidente.

¿Cómo? Es probable que los primeros coletazos de su presidencia estén plagados de medidas con las que revertir órdenes ejecutivas que Trump tomó a nivel de regulaciones medioambientales o acceso sanitario, por ejemplo.

El otro apartado importante tendrá que ver con los equipos de seguridad nacional, transición ecológica o salud pública con los que Biden contará desde el primer día en la Casa Blanca porque no necesitan confirmación senatorial.

  • Es decir, equipos de choque para enfrentar asuntos de política exterior, dibujo de proyectos legislativos o estrategias para aplacar la COVID-19.

¿Quiénes? Pero la realidad en torno a la Casa Blanca es que Biden tendrá que apoyarse en sus secretarios para lanzar de verdad su administración y eso tendrá que esperar a las confirmaciones de la cámara alta.

  • Además, queremos dedicarle una newsletter entera a los nombramientos de Biden, así que los dejamos para la próxima entrega de La Wikly.

SENADO

¿Por qué? La cámara alta es el órgano legislativo en el que cada uno de los 50 estados de la nación está representado por dos senadores. En el Senado se aprueban tratados con países extranjeros y nominaciones a secretarías y tribunales federales.

  • Es considerada como la cámara deliberante y prestigiosa del brazo legislativo del gobierno estadounidense.

    • Los senadores tienen mandatos de seis años y se reelige un tercio de la cámara cada dos años.

¿Cómo? Los demócratas lograron anteponerse a las expectativas y conquistar las dos carreras senatoriales de segunda vuelta en Georgia la semana pasada, retomando así el control de una cámara alta que será vital para Biden.

  • Con 50 demócratas y 50 republicanos, la vicepresidenta-electa Kamala Harris será la encargada de deshacer los empates para algunas de las votaciones más importantes en los inicios de la administración:

    • Aprobar por mayoría simple a los nominados de Biden.

    • Aprobar por mayoría simple a nuevos jueces para los tribunales federales, tribunales de apelaciones y, si cabe, el Tribunal Supremo.

    • Aprobar por mayoría simple aquellas medidas legislativas capaces de reducirse al proceso conocido como reconciliation que evita el famoso filibuster.

      • Filibuster: un proceso de las cámaras legislativas estadounidenses que en el Senado permite bloquear proyectos de ley salvo que una mayoría de 60 senadores decida poner fin al debate y votar.

El filibuster es importante para entender que los proyectos legislativos más ambiciosos van a necesitar, sí o sí, mayorías bipartidistas. Es decir, a 10 republicanos dispuestos.

¿Quiénes? El papel principal lo tendrán Chuck Schumer (Nueva York), líder de la nueva mayoría demócrata, y los senadores moderados que decidirán las mayorías. Primero, la mayoría simple con la que Schumer necesitará evitar fugas. Por ejemplo:

La de Joe Manchin. Ahí el nombre más destacado sin duda será el de Jumanji, que es como conocemos en nuestra comunidad de Twitch y Discord al senador demócrata del muy republicano estado de West Virginia.

  • Manchin fue reelegido en 2018 y por tanto tiene poco que perder en el corto plazo. En sus declaraciones ha dejado siempre claro que no está dispuesto a ceder a las presiones de las tendencias más progresistas del partido.

    • Falta ver si los intentos de bloqueo republicano no le hacen querer buscar represalias contra sus rivales republicanos.

La de otros demócratas moderados. En ese terreno falta ver qué papel juegan los senadores de Arizona, especialmente Kyrsten Sinema, que ya ha dejado caer en el pasado que está más que dispuesta a favorecer sus instintos conservadores.

Sukowski. Si hay alguna fuga en ese terreno, cabe la posibilidad de que haya dos alternativas republicanas para que Schumer salve los muebles:

  • La dulpa formada por las senadoras republicanas moderadas Lisa Murkowski (Alaska) y Susan Collins (Maine) puede ser un revulsivo interesante.

    • Murkowski se juega la reelección en 2022, pero Alaska tiene un perfil muy especial y el bipartidismo puede venirle bien electoralmente.

La otra clave de la legislatura pasa por encontrar compromisos con los republicanos. Y ahí el nombre clave es el del líder de la futura minoría Mitch McConnell.

  • Porque para romper el filibuster, es posible que no importe tanto buscar nombres concretos como convencer al jefe mayor de los republicanos en la cámara alta.

¿Y los anti-Trump? Sin Trump, probablemente desaparezcan los conservadores críticos con el pronto expresidente alla Mitt Romney, que se ha alineado alguna vez con los demócratas, pero que ya no tienen ningún interés en seguir haciéndolo.

CÁMARA DE REPRESENTANTES

¿Por qué? Se trata del principal órgano representativo de la población estadounidense, donde cada banca se asigna para representar proporcionalmente a los 328,2 millones de habitantes de la nación.

  • Cada congresista responde a la voluntad popular de su distrito, unas 750.000 personas que viven en circunscripciones territoriales limitadas al interior de cada estado que se asignan de acuerdo a los flujos demográficos.

    • Los congresistas tienen mandatos cada dos años. Se reelige toda la cámara cada dos años.

¿Cómo? Los demócratas lograron obtener la mayoría en esta cámara tras las elecciones de 2018, lo que sumado a la reciente victoria en Georgia es clave para la aprobación de las iniciativas de proyectos de ley que se pacten con la Casa Blanca.

  • Sin embargo, el partido demócrata no es homogéneo. Tras la confirmación de la victoria de Biden, las tensiones en el interior de la alianza comenzaron a aflorar.

    • El margen estrecho de victoria que obtuvieron los demócratas tuvo como consecuencia varias carreras congresionales perdidas. Y algunos miembros le echaron la culpa al ala progresista del partido. 

Además, los demócratas tienen una preocupación extra: las elecciones de medio mandato en 2022.

  • Tradicionalmente, estas elecciones tienden a favorecer al partido que está en la oposición.

    • Pero es que además los demócratas van a enfrentarse a los primeros mapas de gerrymandering republicano que las cámaras estatales que controla el partido van a ir preparando a partir de este año.

¿Quiénes? Entre las figuras más destacadas de la cámara baja encontramos a Nancy Pelosi, reelecta presidenta de la Cámara de Representantes (y segunda en la línea de sucesión presidencial tras el vicepresidente).

  • Representa al distrito 12 de California, pero posee una larga trayectoria en el ámbito legislativo federal que se remonta a 1987.

  • En el período anterior, tuvo algunas confrontaciones con Mitch McConnell —pronto exlíder de la mayoría republicana en el Senado.

    • Entre ellas, el debate en torno al monto destinado al segundo paquete de estímulo por el COVID-19 aprobado hace unas semanas.

  • Cabe esperar que estas confrontaciones se vean reducidas al mínimo tras la victoria demócrata en el Senado, al menos hasta 2022.

Steny Hoyer y Kevin McCarthy, líderes de la mayoría demócrata y la minoría republicana en la cámara baja, respectivamente.

  • Hoyer representa al distrito 5 de Maryland; y McCarthy, al 23 de California.

    • Las negociaciones entre ambos cabecillas serán muy importantes considerando el poco margen de mayoría que han conseguido los demócratas.

The Squad. La Cámara de Representantes es el lugar donde el ala progresista de los demócratas tiene más cabida. Son ellos los que muy probablemente presentarán los proyectos más ambiciosos en materia de política pública.

  • Alexandria Ocasio Cortez, representante por el distrito 14 de Nueva York y una de las figuras más conocidas del Congreso.

    • En 2019, presentó el Green New Deal (un proyecto de transición ecológica) y es defensora de iniciativas como Medicare for all y la abolición de la Ley de Inmigración y Aduanas.

  • Rashida Tlaib, Ayanna Pressley e Ilhan Omar son las tres representantes que acompañan a AOC en estas iniciativas progresistas, formando “el escuadrón” del que tanto ha renegado Trump, y que además ponen voz en el Congreso a minorías como la musulmana.

    • Tras las últimas elecciones se han sumado a The Squad los congresistas Jamaal Bowman y Cori Bush.

Blue Dog Democrats. Es una coalición de, actualmente, 18 congresistas demócratas moderados. Dentro del espectro ideológico del partido demócrata, se encuentran en el extremo opuesto al ala progresista abanderada por Bernie Sanders.

  • Abigail Spanberger, representante por el distrito 7 de Virginia.

    • Fue una de las demócratas que acusó duramente a los demócratas progresistas de ser los “culpables” de que el partido perdiera algunas carreras congresuales.

      • La representante considera que es necesaria una renovación del liderazgo que Pelosi viene ejerciendo desde 2003 por lo que, igual que en 2019, no votó a favor de renovarle el cargo.

  • Algunos de los otros miembros de la coalición que son parte de la 117º Legislatura: Lou Correa (California), Tom O’Halleran (Arizona), Herny Cuellar (Texas), Brad Schneider (Illinois)  y algunos más.

    • Son quienes muy probablemente contribuyan a coordinar los acuerdos bipartidistas por ser quienes menos alejados se encuentran de la postura republicana.

TRIBUNALES

¿Por qué? Durante el mandato de Trump, se ha producido una auténtica revolución de nombramientos judiciales a todos los niveles, apuntando a un giro conservador en el poder judicial del país.

  • A 3 de enero de 2021, el Senado ha confirmado las nominaciones de un total de 174 jueces de distrito, 54 jueces de los tribunales de apelaciones y tres jueces del Tribunal Supremo, incluyendo otros tantos de tribunales especiales.

    • Abre la puerta a la posible revocación o paralización de legislación progresista si se plantea su potencial impugnación ante los tribunales.

      • Sobre todo con la actual mayoría de 6 a 3 a favor de los conservadores en el Tribunal Supremo.

¿Cómo? Los nombramientos de jueces han sido uno de los principales focos de conflicto entre demócratas y republicanos desde la era Obama.

  • Desde que en noviembre de 2013 el (todavía) Senado demócrata eliminase el filibuster de 60 votos para aprobar nominaciones para poder forzar la confirmación de 96 jueces, los republicanos, bajo el liderazgo de Mitch McConnell, han aprovechado para hacer y deshacer a su antojo desde la cámara alta.

    • En 2015, el número de confirmaciones de jueces descendió drásticamente como resultado de la política de bloqueo a Obama del GOP. El año siguiente, bloquearon también la nominación por parte de Obama de Merrick Garland como juez del Supremo.

¿Quiénes? Por un lado, las nuevas incorporaciones de Trump al Supremo: Neil Gorsuch, Brett Kavanaugh y Amy Coney Barrett.

  • Son jueces de un marcado perfil conservador y, sobre todo, jóvenes: con entre 48 y 55 años actualmente, está previsto que permanezcan durante muchos años en el Tribunal Supremo.

    • Cabe recordar que de los tres jueces progresistas que quedan, Stephen Breyer cuenta con 82 años, apenas cinco menos que la fallecida Ruth Bader Ginsburg, lo que hace prever una pronta sustitución.

Por otro lado, la figura del juez John Roberts, actual presidente del Tribunal Supremo, adquiere un papel destacable en la actual situación.

  • Pese a contarse entre los conservadores, a Roberts se le considera como uno de los jueces más moderados en su bloque, habiendo votado junto a los progresistas en casos recientes (por ejemplo, en materia de derechos LGBT).

    • Pero cabe señalar que sus posturas están también motivadas por un tono más conciliador y por la búsqueda de consensos respecto a otros conservadores como Clarence Thomas o Samuel Alito.

Todo lo anterior no tiene aún en cuenta la posible influencia que, en el ámbito judicial, puedan tener el reciente asalto al Capitolio protagonizado por seguidores pro-Trump y que seguiremos con mucho detenimiento desde esta newsletter.

LEGISLATURAS ESTATALES

¿Por qué? Estados Unidos es un país federal donde cada estado miembro tiene a su cargo la legislación que rige la mayor parte de los aspectos de la vida de sus habitantes.

  • Es por eso que en algunos estados es legal la libre portación de armas o la pena de muerte, mientras que en otros no.

Esto le da un peso enorme a los órganos legislativos estatales, que este año van a estar debatiendo una agenda repleta de temáticas clave para el futuro de sus residentes.

  • Algunas de ellas son, por ejemplo: la redistribución de distritos congresionales de acuerdo a los resultados del censo 2020, reformas en el sistema electoral, reformas policiales, campañas de vacunación y medidas de prevención.

    • Todo esto lo hemos ido adelantando en las newsletters premium. Si estabas esperando una señal para suscribirte, es esta.

¿Cómo? A nivel estatal, sucede lo mismo que en las cámaras federales: el partido que tiene mayoría es quien ejerce el poder de leyes en su favor.

  • Aunque varía por estados, en la mayoría de ellos la gubernatura tiene poder de veto respecto de los proyectos de ley que aprueben ambas cámaras legislaticvas.

    • Cuando un partido obtiene el control de ambas cámaras y la gubernatura, concepto conocido como trifecta, se asegura la aprobación de todos los proyectos de ley que emprenda.

      • Un partido también puede evitar el veto del gobernador con supermayorías en las cámaras legislativas estatales, aunque depende del estado.

Tras las elecciones del año pasado, el partido demócrata controla las dos cámaras legislativas estatales de 18 estados. El partido republicano, las de 29.

  • Las mayorías en las cámaras ejercen su influencia mediante el bloqueo de proyectos presentados por la oposición minoritaria y mediante la aprobación de proyectos propios —marginando la participación de la minoría.

    • Este aspecto va a ser clave en el dibujo de mapas distritales que muchas veces beneficia desproporcionadamente al partido que lo aprueba:

      • El famoso gerrymandering.

¿Quiénes? Los nombres en la pugna demócrata-republicana en cada estado son muchos, pero aquí van un par de situaciones clave a tener en cuenta de cara a 2021:

  • Minnesota actualmente tiene el control de cámaras estatales dividido.

    • Con el Senado controlado por los republicanos y la Cámara de Representantes por los demócratas, serán necesarios acuerdos bipartidistas para lograr aprobar proyectos de ley.

      • Friendly reminder: la capital de Minnesota, Minneapolis, fue el escenario de la muerte de George Floyd y las multitudinarias protestas que pedían reformas en la policía.

  • 12 estados tienen el gobierno dividido, con la gubernatura ocupada por un partido y las cámaras controladas por el otro.

    • Esto será particularmente relevante en aquellos estados donde el gobernador tenga el poder de vetar (sea total o parcialmente) los proyectos de ley y frene las iniciativas de su oposición.

      • Atención entonces a: Carolina del Norte, Kansas, Kentucky, Louisiana, New Hampshire, Maryland, Massachusetts, Michigan, Montana, Pennsylvania, Vermont y Wisconsin.

¿Desea saber más? En The Washington Post tienen un repaso de las primeras decisiones que tiene pensado tomar Biden desde el ejecutivo. Y en NPR jugaron a predecir cuáles serán los probables primeros objetivos de la nueva Casa Blanca.


🤓 Qué están leyendo en…

Washington D.C.: ‘¿Puede Andrew Yang triunfar en la política de la ciudad de Nueva York?’ por Katie Glueck en The New York Times. (en inglés; 10 minutos).

Andrew Yang suena como potencial alcalde demócrata de la ciudad de Nueva York en las próximas elecciones de 2021 en las que se decidirá al sucesor del actual alcalde, el impopular Bill de Blasio. Yang ha adquirido una importante proyección pública como consecuencia de sus apariciones mediáticas en CNN, de su participación en las primarias demócratas de 2020 y de su creciente presencia en redes sociales, así como por su peculiar manera de comunicarse y hacer política. Su particular perfil le ofrece a la vez interesantes oportunidades e importantes retos a la hora de dirigir una ciudad como Nueva York en mitad de la mayor pandemia mundial en un siglo. Esta entrevista del Times, que algunos han definido como un ataque planeado contra Yang, es la primera polémica de su todavía-no-anunciada campaña porque admite que es un peñazo vivir con dos críos en un apartamento de dos dormitorios en Manhattan.

Silicon Valley: ‘Amazon suspenderá el alojamiento la red social pro-Trump Parler’ por Ryan Mac y John Paczkowski en BuzzFeed News (en inglés; 6 minutos).

Parler, la aplicación que ha logrado un boom de popularidad después de que Twitter removiera la cuenta de Trump, fue baneada esta semana pasada por los gigantes de Silicon Valley: Google, Apple y Amazon. Con esto, cualquier esperanza de la aplicación de erigirse como competidora de Twitter no ha quedado más que en los sueños de los fanáticos de Trump. Parler ha ido poco a poco incorporando a los seguidores más acérrimos del presidente, que la utilizan como una forma de protestar contra la supuesta censura que Twitter ejerce sobre algunos de sus usuarios. Pero la falta de moderación contra contenido extremista y/o peligroso parece haber cruzado el límite de tolerancia de Google, Apple y Amazon tras el incidente en el Capitolio.

Hollywood: ‘Una cronología completa de la enemistad de Sexo en Nueva York que dura más de una década’ por Matt Harkins y Viviana Olen en Vulture (en inglés; 13 minutos).

Una de las noticias más sonadas de la última semana en Hollywood es la vuelta de Sexo en Nueva York con tres de las protagonistas de la serie original de HBO: Cynthia Nixon, Kristin Davis y Sarah Jessica Parker. Pero enterrado en los artículos sobre el nuevo reboot que comenzará a rodarse en la primavera es que Kim Cattrall, que interpretaba a Samantha en la serie, no volverá porque se lleva como el culo con sus excompañeras. El historial de los rajes que se han intercambiado es muy conocido, pero por suerte en Vulture viajan al pasado para recordar todos los altibajos que ha sufrido la relación de amistad entre las cuatro mujeres. Porque pocas cosas nos gustan más que un buen salseo.


😆 Quitándole la gracia

El asalto al Capitolio del pasado 6 de enero representó un punto bajo para la historia de la democracia estadounidense, pero seamos sinceros: también dejó buenos memes. No voy a compartir muchos porque ya se ha pasado un poco el arroz, pero sí me gustaría quedarme con uno de los fenómenos que ha nacido a raíz de ver cómo las narrativas del fraude electoral o de la teoría de la conspiración QAnon se iban descalabrando con el paso de los días. Esta publicación de 4Chan resume bien el contexto:

En esa línea, también he dado con una cuenta de Twitter llamada @CopingMAGA que recopila reacciones de seguidores pro-Trump que se están dando de bruces con la realidad de la derrota electoral —y la decepción con un líder que o les ha mentido durante meses o está dispuesto a abandonar la lucha por interés personal. Algunos ejemplos de sus tuits:

Priceless.

Y en vídeos e imágenes que te alegrarán el día:


🤩 Un vídeo para conocer a Zendaya

Zendaya, no me escondo, es una de mis personas favoritas del mundo ahora mismo. Su Rue de Euphoria fue uno de los grandes descubrimientos de la temporada televisiva en 2019 y su estrellato solo tiene visos de confirmarse este año, con los estrenos de Malcolm & Marie junto a John David Washington el próximo mes de febrero en Netflix y de la nueva adaptación de Dune que se estrenará en octubre en cines (y HBO Max).

Esta semana, la revista GQ presentó la portada de febrero que protagoniza la actriz estadounidense y tanto las fotos de Tyrell Hampton como el perfil que ha escrito Hunter Harris son una maravilla. Zendaya también ha hecho uno de los vídeos habituales de las estrellas invitadas de GQ: meterse de incógnito en algunas redes sociales para comentar lo que dicen otras personas sobre ella. Es el vídeo que encabeza estos párrafos.

HBO también tiene previsto estrenar el segundo episodio especial de Euphoria el próximo 24 de enero, aunque ese estará protagonizado por Hunter Schafer, que en la serie interpreta a Jules. Si queréis leer más acerca de lo que pienso de Euphoria, escribí sobre ello en 2019 porque tuve la oportunidad de entrevistar a todo el reparto en Los Ángeles. Ah, y sobre Schafer escribí este perfil que creo que me quedó muy mono.


👋 Y para terminar...

Aviso: Esta sección ha sido momentáneamente secuestrada por Anita Pereyra.

Una recomendación: La Reina de Indias y el Conquistador. A mí los libros, películas y series históricas me encantan. Me gustan todavía más cuando el guión emplea un segmento histórico poco explotado; producciones como “Los Miserables” (Francia, tras la caída del imperio napoleónico) y “El médico” (Persia, siglo XI). Que no los engañe el título de telenovela mala. La Reina de Indias y el Conquistador es una serie histórica colombiana, disponible en Netflix desde el 20 de mayo de 2020, que en 60 capítulos narra una dramática historia de amor en medio de la conquista española en el noroeste sudamericano y la fundación de la ciudad de Cartagena de Indias.

Los personajes principales, Catalina de Indias (Essined Aponte) y Pedro de Heredia (Emmanuel Esparza), están basados en dos personajes históricos relacionados a la fundación de la ciudad colombiana. Aquí un artículo con un repaso de los hechos históricos que inspiraron la serie y algunas imágenes de la estatua de la India Catalina en la actual Cartagena.

Desde una muy humilde opinión, creo haber dado con un combo de buenas actuaciones, un guión con giros inesperados, personajes muy bien desarrollados y una colección maravillosa de vestuario de época. Si bien la historia está marcada por la perspectiva imperialista (flashbacks a Pocahontas aquí), tiene muy buenas referencias al sistema político español desplegado en las colonias del Nuevo Mundo y a mí me ha resultado muy interesante de ver. Si le dan una oportunidad, cuéntenme qué les ha parecido.

Hasta la semana que viene.